Recientemente la práctica de la cirugía estética ha presentado un gigantesco crecimiento, en consecuencia, cirugías y procedimientos estéticos ya no son un privilegio si no que están al alcance de hombres y mujeres de todos los niveles sociales. En la actualidad el porcentaje de procedimientos estéticos se pueden calcular entre el 60% mujeres y 40% hombres.

“Mientras el hombre exista, siempre intentara mejorar su aspecto”

Hoy, el envejecimiento sigue su rumbo y la sociedad busca con ahínco el secreto de la eterna juventud, la perfección y la belleza permanente al punto que para muchas personas el logro de estos ideales se ha convertido en una verdadera pasión. Hoy en día contamos con más medios (conocimiento, tecnología y recursos) para alcanzar esta meta de modo que los procedimientos se perfeccionan más y más.

Los cambios con la edad afectan de forma desigual y diferente a cada individuo. El comienzo del proceso depende de factores individuales, nutrición, ejercicio físico, estilo de vida (daño solar y cuidados de la piel), tipo de trabajo y nivel de estrés.

Es frecuente atender en la consulta alrededor de los 30-40 años a una persona con signos de envejecimiento y que tiene duda si ya es el momento o se es demasiado joven para realizarse una cirugía de estiramiento facial o lifting.

Las preguntas acerca de que procedimiento es el más adecuado son especialmente frecuentes para la cara y los cambios ocasionados en ella por la edad. Para otras operaciones la edad no es tan importante: Una cirugía de nariz, un aumento de senos, liposucción o corrección de orejas pueden realizarse a cualquier edad.

A los 40´s cuando se está en la máxima etapa de capacidad y productividad y los años ya empiezan a hacerse aparentes, hombres y mujeres desean hacerse algo que los haga verse mejor con pequeños procedimientos que no los alejen mucho de su trabajo y vida social, al mismo tiempo de rápida recuperación, de bajo riesgo y resultado natural.

A los 40´s-50´s se puede realizar:
• Surcos nasogenianos con materiales de relleno que pueden perdurar por un año y los de duración a más largo plazo 3-5 años. Con estos mismos se pueden aumentar o rejuvenecer los labios.
• Lifting de cejas con o sin elevación endoscópica de frente (mínimas incisiones y cicatriz casi imperceptible).
• Elevación percutánea del tercio medio facial o mejillas cuando estas pierden tonicidad y hacen que la mejilla se vean más plana con incremento del surco nasogeniano. No existen cicatrices visibles y el resultado es espectacular manteniéndose por años.

Botox una excelente opción para las líneas de expresión o arrugas, al igual que un régimen de cuidados de piel con productos cosméticos grado medico que mantendrán un rostro más luminoso y libre de manchas.